Un cabezazo certero de Paulo Díaz estuvo cerca de tomar la delantera en San Carlos de Apoquindo, pero una notable reacción del portero paraguayo Antony Silva lo impidió.

Minutos después, el zaguero de River Plate no pudo aguantar y tuvo que pedir la jugada después de un gran partido. Enzo Roco entró en su lugar.

Todo parecía que el «bombero» sufría una lesión muscular, pero esta situación quedó descartada este lunes y Díaz seguirá en la selección nacional, donde será juzgado diariamente. El equipo de Martín Lasarte firmará el próximo jueves contra Venezuela.

Foto AlAireLibre