Con Alexis Sánchez en los últimos 15 minutos, el Inter de Milán no pudo ganar en casa ante el Atalanta y empató 2-2 en la sexta jornada de la Serie A y cedió la ventaja al archirrival Milán. El estratega Simone Inzaghi hizo sus declaraciones tras el empate.

«Fue un partido muy emocionante que nos dejó con un regusto amargo por el penalti fallado. Ganamos un poco más en la segunda parte». Por momentos hubo un Inter excelente contra un gran equipo ”, dijo el técnico del ‘Neroazurri’ de cara a la pena máxima que falló Dimarco al final.

Al comentar sobre los cambios en la adición donde el tocopillano intervino como refresco, el exfutbolista italiano dijo: «Fue un placer ver a los jugadores salir del banquillo, creo que los cambios levantaron al equipo».

El Inter de los chilenos, ahora tiene que concentrarse en la Liga de Campeones, con un viaje a Ucrania el 28 de septiembre para buscar su primera victoria en el Grupo D contra el Shakhtar.

Foto Trivela